viernes, 14 de octubre de 2016

Echarse

Echarse sobre el dorso, con la panza para arriba, muestra sumisión. Echarse con la panza en el suelo es una señal de calma de gran fuerza que utilizan normalmente los perros que tienen una posición jerárquica muy elevada como Ulla, uno de mis perros, que es líder de la manada.

Tu perro puede realizar esta señal de calma cuando es cachorro y el juego se ha vuelto excesivamente brusco, o cuando es adulto y los demás cachorrillos parecen tenerle miedo. También puede mostrarla cuando se cansa durante el juego y quiere que los otros se calmen.
Puedes usarla cuando tu perro está estresado e importunándote: échate en el sofá. Si el perro te tiene miedo y no quiere acercarse a ti, échate en el suelo. En muchos casos se acercará inmediatamente.

Por ejemplo: un grupo de perros estaba jugando en mi pista de adiestramiento y alguno de ellos estaba siendo excesivamente brusco. Ulla se fue a mitad de la pista, se echó y miró a modo de esfinge a los otros. En cuestión de minutos, los demás se calmaron y también se echaron a su alrededor.

Un perro algo asustado no se atrevía a acercarse a Saga, que se echó cuando vio que el otro tenía miedo. Al poco tiempo el otro perro se atrevió a aproximarse. Un perro adulto estaba con cinco cachorros que lo acosaban y atosigaban, seguramente pensando que era un juguete y que podían girar a su alrededor. El perro se mostraba muy paciente con los cachorros, pero cuando comenzaron realmente a importunarle, el perro se echó y los cachorrillos lo dejaron tranquilo, se fueron a correr unos detrás de los otros. Cuando se puso en pie, los cachorrillos se abalanzaron nuevamente sobre él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario