domingo, 24 de enero de 2016

Mejillones Gratinados

Preparación de los mejillones gratinados

  01. Cortamos en dados muy pequeños la cebolla, los pimientos y los dientes de ajo. Lo pochamos en una sartén con un chorro generoso de aceite de oliva. Añadimos también la hoja de laurel para que se cocine con las verduras.

 02. Rallamos los tomates y reservamos.

 03. Cuando los ingredientes estén pochados, añadimos el bacon cortado en dados muy pequeños y lo rehogamos durante 1 minuto, o hasta que esté dorado.

  04. Añadimos el pimentón y el azafrán y removemos para que se integren bien con el resto de ingredientes.

  05. Agregamos el tomate rallado y rehogamos. A continuación añadimos, poco a poco y a demanda del sofrito, cucharadas del líquido que habíamos reservado de la cocción de los mejillones.

  No mováis mucho el líquido para evitar que la tierra que sueltan los mejillones suba de nuevo a la superficie y se mezcle con nuestro sofrito. Yo he añadido 11 cucharadas. Lo dejamos que se cocine a fuego medio hasta que se consuma el líquido, porque este sofrito debe quedar más bien seco.

  Añadimos sal al gusto.

  06. Cuando esté listo, añadimos una cucharada de sofrito sobre los mejillones que tenemos preparados. A mí me gusta que se rellene bien la concha y cubrir totalmente el mejillón.

  07. Precalentamos el horno 5 minutos a 180º C en modo gratinar.

  08. Añadimos una pizca de perejil sobre los mejillones ya rellenos y, por último espolvoreamos un poco de pan rallado para el gratinado. Lo llevamos al horno a 180° C en posición gratinado, hasta que lo veamos dorado.

 Sacamos y servimos bien caliente.

        Martinnn Diavolo

No hay comentarios:

Publicar un comentario